Make your own free website on Tripod.com
Ir a la primera página

INTERACCION HOMBRE COMPUTADOR
FATIGA VISUAL
SILLAS
ESTACIONES DE TRABAJO
TECLADO
RATON
CTD
CONSEJOS

TEMAS DE INTERES
INGENIERIA DE FACTORES HUMANOS
ANTROPOMETRIA
ESTANDARES ISO 9000
SOFTWARE ILEGAL

Isaac Asimov:
La falta de humanidad de la computadora consiste en que una vez se la programa y trabaja adecuadamente, su honradez es intachable.

PRINCIPIOS DE ECONOMIA DE MOVIMIENTOS

Estas veintidos reglas o principios de economia de movimientos pueden aplicarse provechosamente tanto al trabajo de taller como al de oficina. Aunque no todos son aplicables a toda operación, en sí forman una base o código para perfeccionar el rendimiento y reducir la fatiga en el trabajo manual.

RELACIONADOS CON EL CUERPO HUMANO

  • Ambas manos deben comenzar, así como completar, sus movimientos a la vez.
  • Ambas manos no deben estar inactivas a la vez, excepto durante los períodos de descanso.
  • Los movimientos de los brazos deben hacerse en direcciones opuestas y simétricas y deben realizarse simultáneamente.
  • Los movimientos de las manos deben quedar confinados a la clasificación más baja con la que sea posible ejecutar satisfactoriamente el trabajo. La clasificación más baja requiere por lo general el mínimo de tiempo y de esfuerzo. Clasificación general de los movimientos de las manos:
    • Movimientos de los dedos (clasificación más baja).
    • Movimientos que comprenden dedos y muñecas.
    • Movimientos que comprenden dedos, muñecas y antebrazo.
    • Movimientos que comprenden dedos, muñecas, antebrazo y brazo.
    • Movimientos que comprenden dedos, muñecas, antebrazo, brazo y hombro.
  • Siempre que sea posible, debe emplearse la impulsión para ayudar al obrero y esta debe reducirse a un mínimo si ha de ser vencida por esfuerzo muscular.
  • Son preferibles los movimientos continuos suaves de las manos a los movimientos en zigzag o en línea recta, en los que hay cambios de dirección repentinos y bruscos.
  • Los movimientos balísticos son más rápidos, más fáciles y más exactos que los restringidos (fijación) o "controlados".
  • El ritmo es esencial para la ejecución suave y automática de una operación, y debe disponerse el trabajo para permitir un ritmo fácil y natural, siempre que sea posible.

RELACIONADOS CON LA DISTRIBUCIÓN DEL LUGAR DE TRABAJO

  • Debe haber un sitio definido y fijo para todas las herramientas y materiales.
  • Las herramientas materiales y mandados deben situarse cerca y directamente enfrente del operario.
  • Deben utilizarse depósitos de suministro por gravedad para entregar el material cerca del punto de utilización.
  • Siempre que sea posible deben usarse "entregas por gravedad".
  • Deben situarse los materiales y las herramientas para permitir el mejor orden de movimientos.
  • Deben preverse condiciones de visibilidad adecuadas. Para tener una percepción visual satisfactoria, el primer requisito es una buena iluminación.
  • La altura del lugar de trabajo y la del asiento correspondiente a cada operario deberán combinarse de forma que permitan a éste trabajar alternativamente sentado o de pie.
  • Se debe instalar para cada obrero una silla del tipo y altura adecuados para permitir una buena postura.

RELACIONADOS CON EL DISEÑO DE HERRAMIENTAS Y EQUIPOS

  • Debe relevarse a las manos de todo trabajo que pueda ser realizado más satisfactoriamente por una plantilla, aparato de sujeción o dispositivo accionado por el pie.
  • Siempre que sea posible, deben combinarse dos o más herramientas. Siempre que sea posible, deben ponerse las herramientas y los materiales en posición previa.
  • En donde cada dedo realiza un movimiento especifico, tal como escribir a máquina, debe distribuirse la carga de acuerdo con las capacidades inherentes de los dedos.
  • Los mangos como los utilizados en las manivelas y destornilladores grandes, deben diseñarse para que sea posible la mayor cantidad de superficie de contacto con la mano. Esto es de especial importancia cuando hay que ejercer una fuerza considerable al utilizar el mango.
  • Las palancas, barras cruzadas y volantes de mano deben situarse en posiciones tales que el operario pueda manipularlos con un mínimo de cambio de posición del cuerpo y con las mayores ventajas mecánicas.
Ir al principio Fuente: Estudio de movimientos y tiempos - Ralph M. Barnes